miércoles, 18 de enero de 2017


El ataque de las pulgas 


Tengo una perrita a la cual quiero mucho, pero por algún descuido tiene alquilando el dorso de su espalda como hogar para ciertas criaturitas diminutas, pobrecillas se quedaron sin un techo donde habitar, al parecer vienen del extranjero, no sé bien si son indocumentadas, pero se trajeron a toda la familia, creo que la flaca,  (asi se llama mi perrita) pensó que sería bueno darles hospedaje, pues era una pequeña familia ¿que podría pasar?, lo que nunca imaginó fue que estas pulguitas iban a aprovechar para traerse a toda la prole, pienso que ya debería cobrarles una renta, dependiendo del tiempo que se queden, la flaca ya esta viejita y con estos tiempos de frío, se decidió que se quedara dentro de casa, esa flaca es bien canija porque aprovecha cualquier instante que te quedes dormido, para subirse sigilosamente a la cama y acurrucarse dentro de las sabanas, eso basto para quitarme el sueño, ya que no estaba dispuesta alquilar mi espalda para las criaturitas, no podía dormir, estaba alerta, esperando el ataque de las diminutas, fue entonces cuando una enorme pulga saltó a mi cabeza, me levante de la cama gritando, la pulga se aferraba a mi cabeza, pero no me dolia, asi que supuse estaba soñando, intente despertar y cuando abrí los ojos, la invasión de las pulgas había comenzado, miles de ellas vinieron hacia a mi, estaban por todas partes, estaban dispuestas a todo, me taparon la boca para que no pudiera gritar, justo cuando estaba apunto de rendirme, desperte de un salto, me incorporé y me comencé a reír, había sido un sueño y la flaca estaba dormida en su almohada. MAS. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada